638311930 contacto@natson.es

Qué nervios, cuántas dudas, pero qué ganas de competir por segunda vez en esta distancia de triatlón, todavía tan desconocida para mí. 

Tras unas semanas un poco complicadas y llenas de incertidumbre, por las pequeñas molestias en la cadera operada (hace siete meses), parece que finalmente podré estar en la salida del Half Triatlón de la Rioja, junto a mi equipo ANB Triatlón. 

El pronóstico del tiempo es realmente malo, pero las ganas de competir son más fuertes. 

No sé que es más duro, si el desgaste físico del propio triatlón o el maremágnum mental previo al triatlón. ¡Qué complicado es esto! Creo que es una de las grandes diferencias entre la corta y la media distancia, la importancia de la preparación pre carrera. Pero también es una de las cosas que más me atrae e interesa. Aquí nada es por casualidad, absolutamente TODO lo que puede estar bajo nuestro control, está controlado. Desde el estricto timing nutricional, hasta cada uno de los aspectos aerodinámicos de la bicicleta, pasando por la minuciosa revisión de cada uno de los detalles del material, la estrategia de carrera tanto mental como táctica… Ya suficientes aspectos externos e incontrolables pueden acontecer en carrera como para sumarle más incertidumbre.

Los días precarrera en La Bastida (donde nos hacen sentir como en casa) y rodeada del staff espectacular de ANB (que hacen que nos sintamos deportistas profesionales), facilitan mucho la preparación y toda la logística que implica este tipo de competiciones. 

Llega el gran día. Contra todo pronóstico, nos caen las gotas de sudor por debajo del neopreno. Mala señal, nos estamos deshidratando mientras esperamos la entrada al agua. Además, el contraste con el agua fría va a ser mortal para la musculatura. Para más inri, no me ha dado tiempo a calentar . Demasiadas cosas que preparar y organizar en el box…todavía no me acostumbro. Calentar es fundamental, en primer lugar para eliminar nervios, y en segundo para activar el organismo. Intento pensarlo lo menos posible mientras no dejo de saltar y tratar de activarme. 

 Por fin entramos al colacao (porque de agua tenía bien poco) y tras salir muy bien colocada a pies de Aida Valiño, algo va mal, pero que muy mal. El corazón me late a mil por hora y no puedo dar más de dos brazadas seguidas sin ahogarme. Intento relajarme y esperar al segundo grupo para ponerme a pies, pero aguanto tres segundos…no puedo nadar. Ni a crol, ni a braza, ni a perrito…intento relajarme de nuevo (pero por si acaso ubico la barca, que lo estoy viendo muy negro). Consigo nadar continuo a braza y posteriormente a crol. Tras 500m comienzo a sentir que nado y empiezo a tener mejores sensaciones, tratando de nadar de forma inteligente con la corriente. Salgo a 6min del grupo de cabeza, pero, lejos de salir desconectada y fuera de carrera, estoy feliz y satisfecha de haber acabado (nunca me había sentido tan cerca de retirarme) y seguir en carrera. 

Transi larga, de las que me gustan y me ayudan a meterme en carrera.  

Sobre las dos ruedas  de mi cervelo me siento mucho más segura que entre el colacao (eso que las ruedas de perfil de 90mm me juegan alguna mala pasada en las zonas de viento lateral). Me encuentro bien y fuerte, tengo ganas de apretarme e ir en busca del grupo de cabeza. En la primera subida de bici veo a Aida parada, sufriendo mucho de estómago (me sabe fatal..). Pero hay que seguir. 

Disfruto mucho del circuito entre viñedos y colinas, subiendo y bajando, mientras soy muy estricta con la nutrición e hidratación. Trato de mantener los watios constantes, aunque la motivación de la primera parte de la bici, me pasa un poco de factura en los últimos kilómetros. Adelanto unas 7 posiciones en los primeros 30km de ciclismo y pierdo 2, Indre Barkute primero y Lucía Blanco después, van como tiros. Pasamos gran parte del sector alternando posiciones y manteniéndonos controladas en la distancia. Lucía llega antes a T2 (marcando el mejor parcial de ciclismo) y mantiene su ventaja hasta el final.  

Sin darme cuenta ya estoy corriendo por las calles de Logroño, con la gorra calada, los geles 226 adornando mi outfit, las Hoka Match a punto y una sonrisa enorme porque por fin ha llegado lo bueno!!!

El circuito es a 4 vueltas, me encanta, me ayuda mucho a controlar y mentalmente me facilita bastante la carrera. Salgo unos segundos detrás de Cristina Roselló, con la que disfruto compartiendo unos km de carrera a pie. Veo a Emi , subidón, Si te regulas bien es tu carrera minpi”. Sensaciones raras durante los primeros 3km, hasta que el cuerpo coge ritmo y me empiezo a encontrar mucho mejor. 

Miedo me da mirar el garmin. 4.05min/km la primera vuelta, OU MAMA, mejor no lo vuelvo a mirar.  Siempre me ha gustado correr por sensaciones, pero con el poco entreno de carrera a pie que llevo encima y pensando que sólo he corrido 21km una vez… 

Mis padres y mi hermana animando con todas sus fuerzas, me dan un extra de energía increíble.

Segunda vuelta de carrera, Laura Gómez lo está pasando realmente mal con el estómago (Ay Lauri, mucho ánimo”, me sale del alma). Eva Ledesma lidera la carrera con mucha ventaja y poderío. 

Cada vez que veo a Balú, sonriendo, haciéndome bracitos y mirándome con cara de no entender nada, me da tanta fuerza… 

Me coloco 4º tras la 2º vuelta y un tal Pello (que llevaba un ritmo crucero bestial y al que debo mucho en esta carrera), me dice, tienes a la tercera ahí. Las palabras de Emi resuenan constantemente en mi cabeza la carrera no termina hasta que cruces la línea de meta, confía en ti y sigue adelante”. Cómo me ayudas, hasta cuando no estás.  

Llevo 2 vueltas manteniendo ritmo estable a 4.15min/km, con sensación de ir bien y controlando para llegar a meta, pero sin seguridad de poder apretar y cambiar el ritmo. Al final de la 3º vuelta veo a Esther RodrÍguez, si mantengo este ritmo puedo cogerla. 

SI, “lo has conseguido cariño” (odio lo de cariño, pero curiosamente me llamo así a mí misma cuando me “autoanimo”). Ahora queda aguantar a meta, la 2º está a 1min y mis fuerzas flaquean. 

Ver a los míos tan felices disfrutando de mi carrera, me hace romper a llorar demasiado pronto. !!!Qué emoción, qué felicidad!!!! En la recta final, los ánimos de todo el equipo de ANB y del público me llevan a meta en volandas. Me viene a la cabeza todo el esfuerzo (mío y de los míos), todo el entrenamiento, los encajes de bolillos, cada pequeño sacrificio…y me siento tan completa y tan satisfecha… 

Enhorabuena a mis compañeros de pódium: Eva Ledesma 1º, Lucía Blanco 2º, Gustavo Rodríguez 1º, Gonzalo Fuentes 2º y Adur Eskisabel 3º.  

Este resultado me motiva mucho a seguir trabajando para mejorar en la media distancia y a seguir luchando por alcanzar mis objetivos. Este sueño no sería posible sin el apoyo incondicional y las enseñanzas de Emi,  la enorme ayuda y apoyo de nuestras familias, y la apuesta y confianza que el equipo ANB ha depositado en mí. Gracias al trabajo conjunto de todos los profesionales que me ayudan a rendir de la mejor manera posible, en especial a mi entrenador Roberto Corujo.  

Y ahora…a seguir con la preparación para el Campeonato de España de Media distancia en Bilbao. 

Gracias por leerme, espero haberte aportado un poquito.

Call Now Button
WhatsApp Conecta conmigo por WhatsApp